Fuente

Viernes, 29 de diciembre del 2017 a las 22:14

El Villarreal volvió al trabajo con bajas y Rukavina se retiró antes

El Villarreal regresó en la tarde de este viernes a los entrenamientos tras los seis días de vacaciones que otorgó el técnico, Javier Calleja, a sus jugadores. La única novedad en el grupo que dirige el madrileño ha sido la presencia de Enes Ünal, después de dar por finiquitada su cesión al Levante en los dos últimos meses.

Calleja no pudo contar con ninguno de los jugadores que iniciaron las vacaciones navideñas en el dique seco. Tanto Jaume Costa como Roberto Soriano, que regresaron de Mestalla con problemas físicos, se limitaron a trabajar en el gimnasio, al igual que Andrés, Bonera, Sansone y el capitán, Bruno Soriano, que todavía no ha podido reintegrarse a la disciplina del grupo.

A la lista de dudas para afrontar el próximo jueves el encuentro de Copa ante el Leganés se une Rukavina, que sufrió un fuerte golpe en la cabeza --un rodillazo fortuito de su compañero Álvaro-- durante el partidillo que hizo saltar las alarmas en la Ciudad Deportiva. El serbio quedó visiblemente conmocionado y tuvo que retirarse de la sesión. El club ha hecho público el parte médico del defensa, que ha sufrido un "traumatismo craneoencefálico" del que se apunta "se ha recuperado y se encuentra en perfectas condiciones".